Ingrid Bullich

Ingrid Bullich

Tècnica en salut del Pla director sociosanitari at Departament de Salut de la Generalitat de Catalunya
Infermera especialista en Infermeria Geriàtrica. Doctora en Ciències Infermeres.
Enfermera especialista en Enfermería Geriátrica. Doctora en Ciencia Enfermeras.
Geriatric nursing. PhD in Nursing Science.
Ingrid Bullich

Esta semana comentaremos un artículo, todavía en prensa, de la  revista Geriatric Nursing que trata de la edad subjetiva (o edad sentida) de las personas mayores.  Es bien sabido en el ámbito de la geriatría y la gerontología que la edad cronológica, a pesar de ser muy utilizada para clasificar a las personas mayores, no siempre se relaciona con su estado de salud ni su grado de envejecimiento. Consecuentemente, el foco actualmente está puesto en la edad subjetiva, como factor relacionado estrechamente con la salud de la persona y su supervivencia.

El estudio tiene como objetivo explorar la edad subjetiva de las personas mayores que viven en la comunidad y explorar los factores predictivos de ésta, en base a las variables identificadas en la bibliografía previa.

A través de un diseño transversal, observacional, incluyeron 606 personas de 65 años o más, sin problemas de comunicación, de nueve ciudades de Corea entre agosto y octubre de 2017. Los datos se obtuvieron a partir de entrevistas individuales en centros de salud, centros de bienestar para personas mayores y visitas a domicilio. Se recogieron las siguientes variables:  edad subjetiva, puntuación de discrepancia de la edad ([edad cronológica-edad sentida]/edad cronológica), datos socio-demográficos (edad, sexo, área residencial, nivel socioeconómico, nivel educativo y núcleo de convivencia), factores relacionados con la salud (número de diagnósticos de enfermedades, índice de masa corporal, fuerza manual prensora, dolor, depresión, deterioro auditivo y visual percibido y salud percibida) y factores sociales (competencia social, limitación para les actividades de la vida diaria y experiencias de discriminación por la edad).

La edad media de los participantes (63,5% mujeres) fue de 76,9±6.35 años. La media de  discrepancia de la edad fue de 0,078±0,11 (un 7,8% más jóvenes de lo que realmente eran), siendo un 63,9% las personas que se sentían más jóvenes, un 25,4% se sentían de la edad que tenían y un  10,7% se sentían más viejos de lo que eran.

No tener depresión severa, una mejor salud percibida no tener deterioro visual, vivir en una zona metropolitana y una mejor fuerza prensora fueron los factores relacionados con una edad subjetiva favorable (sentirse más joven) según el modelo de regresión múltiple.

En las conclusiones las autoras apuntan que, a pesar de que faltan estudios longitudinales para determinar mejor cuál es el factor predictivo de la edad subjetiva, la pregunta de “¿Cuántos años siente que tiene?” podría ser una herramienta de cribado de depresión y estado físico. El estudio orienta a los profesionales de la salud a que evalúen y desarrollen intervenciones que permitan a las personas mayores más jóvenes, ya que la edad subjetiva se relaciona com mejores resultados de salud y un envejecimiento exitoso.

REFERENCIA DEL ARTÍCULO:

Yeji Hwang , Gwi-Ryung Son Hong. Predictors of subjective age in community-dwelling older adults in Korea. Geriatric Nursing. 2018. https://doi.org/10.10168/j.gerinurse.2018.11.008

Fuente foto: https://www.flickr.com/

 

Tags: , , ,