Daniel Colprim

Daniel Colprim

Metge Geriatre at Hospital Comarcal d'Amposta
Metge de la unitat de mitja estada polivalent del Hospital Comarcal d'Amposta.Doctor per la UAB, sobre transicions assistencials i trasllats potencialment evitables des de centres d'atenció intermèdia als hospital d'aguts. Coordinador del #GeribloC
Daniel Colprim

Dues mans entrellaçadesEl último grupo de trabajo a crearse en la Sociedad Catalana de Geriatría es el Grupo de final de vida. No diremos nada nuevo si comentamos que la atención al final de la vida es un tema cada vez más candente en nuestra sociedad, que cada vez se habla más, aunque desgraciadamente demasiado a menudo es un tema tabú. En nuestro entorno, en las últimas décadas se han puesto en marcha unidades asistenciales e iniciativas para mejorar la atención a los pacientes con necesidades paliativas. A pesar de estas iniciativas, la sensación es que la atención es fragmentada y muy variable en las diferentes áreas geográficas de nuestro país.

En este sentido me ha llamado la atención un reciente artículo publicado en Palliative Medicine por Katherine E Sleeman del Cicely Saunders de Londres. En el año 2012 en el Reino Unido, se crearon los Health and Wellbeing Boards (HWB), como 152 instituciones locales para fomentar los hábitos saludables y el bienestar en la población local (https://www.kingsfund.org.uk/ publications / health-wellbeing-boards-explained). Sleeman y colaboradores en su estudio se marcan como objetivo buscar la medida en que los HWB han priorizado la atención al final de la vida y en qué medida han puesto en marcha iniciativas para mejorarla. Los autores revisaron un total de 150 estrategias de los HWB del Reino Unido. Después de un análisis detallado de todos los planes de actuación, y de organizarlos por conceptos clave encontraron que: 1) la atención al final de la vida sólo estaba mencionado en un 52% de los planes, 2) y esta sólo la priorizaban en 6, es decir, un 4%. 3) Un 55,2% de las estrategias mencionaba la atención paliativa en un contexto clínico específico, habitualmente envejecimiento y demencia. 4) En 31 de las estrategias identificaba necesidades específicas y objetivos cuantificables, sobre todo referente al lugar del fallecimiento. 5) Si miramos la coherencia de los documentos, sólo en 6 de los 150 había una correcta relación entre las necesidades de la población, objetivos e intervenciones dirigidas a los problemas planteados. 6) Al valorar los focos de evidencia, se focaliza mucho con las necesidades pero no en la evidencia para intervenciones efectivas.

Me ha llamado la atención como en un país que ha sido, y es pionero en la atención al final de vida, presenta una escasa presencia en los planes de trabajo prioritarios de los "policymakers"; y como estos con demasiada frecuencia no se acaban de conectar correctamente con las necesidades de las personas a la luz de las intervenciones que han mostrado evidencia.

Puntos clave del artículo:

- Este es el primer estudio que analiza de forma sistemática la atención al final de vida con las estrategias locales en el Reino Unido.

- Casi la mitad de estas estrategias no mencionan la atención al final de vida, sólo un 4% la definen como un área prioritaria.

- Falta hacer más intervenciones dirigidas a la comunidad con evidencia contrastada.

- Muchas de las necesidades se centran exclusivamente en el lugar del fallecimiento.

Pueden encontrar el artículo entero en el siguiente link:

http://journals.sagepub.com/doi/abs/10.1177/0269216318786333?url_ver=Z39.88-2003&rfr_id=ori%3Arid%3Acrossref.org&rfr_dat=cr_pub%3Dpubmed&

 

Tags: , ,